BOLSA

Coemac retoma la venta de Adequa

Los ac­cio­nistas de Coemac se mues­tran es­pe­ran­zados con los es­fuerzos de la com­pañía para con­ti­nuar con su ac­ti­vi­dad. La an­tigua Uralita entró en con­curso de acree­dores esta pa­sada pri­ma­vera tras frus­trarse la venta de su fi­lial Adequa al grupo alemán Ostendorf por un im­porte de 11,1 mi­llones de eu­ros.

Dicha operación que venía a garantizar la liquidez y la supervivencia del grupo constructor quedó suspendida tras la reclamación realizada por la compañía del sector público Tragsa no solo a Coemac, sino también a Adequa y su comprador alemán.

Ahora, el grupo de materiales de construcción ha vuelto a recibir esta semana una oferta vinculante para la adquisición del negocio de tuberías. Una compra que viene a garantizar la unidad productiva y el mantenimiento de la plantilla de esta sociedad.

Mientras se formaliza, el consejo de administración de Adequa ha solicitado al Juzgado competente la declaración de concurso voluntario de acreedores con el fin de garantizar el mantenimiento de la actividad y su viabilidad. Pese a que esta sociedad cerró el pasado ejercicio con cifras récord de beneficios y ventas, el impacto de la actual situación general de crisis e incertidumbre y su prolongación en el tiempo, aconseja adoptar esta medida para evitar que se vea comprometida su capacidad de cumplir, regular y puntualmente, con sus próximas obligaciones exigibles.

De confirmarse la venta, supondría un notable espaldarazo para Coemac en su objetivo de salir del concurso de acreedores al que se vio abocada al no contar con la liquidez necesaria para hacer frente a las reclamaciones pendientes por la fabricación de fibrocemento con amianto. Una actividad que el grupo abandonó hace casi 20 años

Las acciones de Coemac están suspendidas de negociación desde el pasado 31 de enero, cuando se cruzaban a un precio de 2,87 euros, tras poner en marcha el proceso concursal. Sus accionistas esperan ahora con ansia la llegada de dinero fresco que permita al grupo hacer frente a sus obligaciones y volver a cotizar de nuevo en un futuro no muy lejano.

Conviene recordar, además, que otra de las filiales de la compañía controlada por la familia Serratosa, Aust 2019 Customer Service, también se encuentra en situación de concurso desde el pasado mes de diciembre tras no lograr un acuerdo para refinanciar su deuda.

Artículos relacionados