Indica que la in­dem­ni­za­ción debe ser a pre­cios de mer­cado por su alianza con Bankia

Huertas (Mapfre) espera llegar a un acuerdo en los próximos meses con CaixaBank

El grupo pre­si­dido por Goirigolzarri con­cluye el cambio de marca en sus ofi­cinas

Antonio Huertas, Mapfre
Antonio Huertas, Mapfre

El pre­si­dente de Mapfre, Antonio Huertas, se ha mos­trado es­pe­ran­zado res­pecto a las ne­go­cia­ciones con CaixaBank por el acuerdo que la ase­gu­ra­dora tenía con Bankia, ahora ya in­te­grada en el grupo ban­cario de origen ca­ta­lán. Huertas confía en poder llegar en los pró­ximos meses con una in­de­mi­na­ción a pre­cios de mer­cado y con la pe­na­li­za­ción pre­vista del 20%. Mientras, CaixaBank ya ha fi­na­li­zado el cambio de marca en la red de ofi­cinas de Bankia.

"Estamos avanzando positivamente", se ha limitado a indicar el presidente de Mapfre respecto a las negociaciones que mantienen con CaixaBank para la liquidación del acuerdo histórico que el grupo asegurador mantenía con Bankia desde los tiempos de Caja Madrid en el negocio de bancaseguros.

"Ya no hay red de distribución con Bankia" ha recordado Antonio Huertas durante su participación en el curso organizado por la Asociación de Periodistas de Información Económica (APIE), que se celebra en la sede de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo de Santander.

Según fuentes cercanas a Mapfre, la negociación con CaixaBank del acuerdo de bancaseguros se ha visto condicionado desde el anuncio de la integración de Bankia al cierre efectivo de la operación por parte de competencia y también a llegar a un acuerdo sobre el ERE por parte del grupo presidido por José Ignacio Goirigolzarri y que debería cerrarse la próxima semana.

Tras la integración de Bankia en CaixaBank, Mapfre ha puesto en valor alianza en bancaseguros más recientes, como la firmada con el Santander. La aseguradora tiene pendiente el cambio de imagen de los cajeros (medio centenar) en sus oficinas a la del grupo presidido por Ana Botín.

Proceso cerrado

Por su parte, CaixaBank ya ha anunciado el final del proceso de sustitución de la marca Bankia en sus oficinas, lo que ha supuesto el cambio de rotulación en las más de 2.100 oficinas y de sus cajeros por la integración del grupo con presencia del Estado en su capital por el rescate recibido hace unos años.

El primer paso, como ya anunciaran los máximos responsables de CaixaBank tras recibir el visto bueno de Competencia a su operación, se inició al día siguiente en los principales edificios corporativos, desde la sede operativa en la Plaza de Castilla en Madrid hasta la sede social de Bankia en Valencia.

Desde que se anunció la operación de integración, a finales de 2020, su máximos directivos ya adelantaron que la marca en el banco resultante sería la de CaixaBank, sin la duplicidad que se produjeron en otras integraciones durante un cierto tiempo. Al final, en estos casos el banco dominante ha acabado imponiendo su marca única.

Yo estoy contento. Mapfre y CaixaBank se encuentran en un momento importante.. La indemnización debe obtenerse a precios de mercado y con la penalización prevista del 20%. Estamos avanzando positivamente y espero llegar a un acuerdo en los próximos meses.

Artículos relacionados