Los an­ti­guos clientes de Bankia no ne­ce­si­tarán cam­biar de tar­jeta tras dicha in­te­gra­ción ope­ra­tiva

CaixaBank completará la integración tecnológica de Bankia el 12 de noviembre

Cobrará 36 euros anuales a los clientes vin­cu­lados de Bankia por las tar­jetas de dé­bito

Edificio de CaixaBank.
Edificio de CaixaBank.

CaixaBank prevé rea­lizar la in­te­gra­ción ope­ra­tiva por la fu­sión con Bankia el pró­ximo 12 de no­viem­bre, una fecha a partir de la cual los con­tratos de tar­jeta de los an­ti­guos clientes de Bankia se trans­mi­tirán a la fi­lial de fi­nan­cia­ción al con­sumo y me­dios de pago CaixaBank Payments & Consumer, con sus co­rres­pon­dientes cam­bios en las con­di­cio­nes. La fu­sión de las dos en­ti­da­des, según fuentes con­sul­ta­das, va en la buena di­rec­ción y al ritmo pre­visto.

El banco revela esta fecha clave en el proceso de integración en una comunicación dirigida a sus clientes procedentes de Bankia, a los que informa de los productos que tienen contratados sufrirán algunos cambios en las condiciones a partir de dicha integración de los sistemas operativos.

Ya en la presentación de resultados del primer semestre, el banco anunció que el programa 'Por ser tú' de Bankia se integraría en el programa 'Día a Día' de CaixaBank. En la nueva comunicación, a la que ha tenido acceso Europa Press, se informa de que el cambio se hará efectivo el 12 de noviembre.

Los antiguos clientes de Bankia no necesitarán cambiar de tarjeta tras dicha integración operativa, sino que podrán seguir operando con normalidad con la de Bankia hasta que automáticamente les sea renovada cuando se acerque su fecha de caducidad.

Tendrán a su disposición la red de oficinas y los más de 13.000 cajeros automáticos de CaixaBank. Eso sí, las tarjetas de débito dejarán de ser gratuitas para los clientes vinculados, pues CaixaBank cobra a sus clientes una cuota de mantenimiento de 36 euros por las tarjetas de débito.

CaixaBank empezará a cobrar a los clientes procedentes de Bankia la cuota de mantenimiento de sus tarjetas de débito a partir del 1 de enero de 2022, si bien los clientes que en octubre de 2021 cumplan con los requisitos del actual programa 'Por ser tú' no tendrán que empezar a pagar por ellas hasta junio de 2022, tal y como adelanta 'Cinco Días'.

Aunque las tarjetas de débito no serán gratuitas en ningún caso, los clientes procedentes de Bankia sí estarán exentos de pagar cuota de mantenimiento si contratan la tarjeta de crédito 'MyCard', que liquida los pagos cada dos días o con la frecuencia que el cliente elija, siempre que cumplan las condiciones de vinculación que exige el programa 'Día a Día' de CaixaBank.

Estas condiciones son domiciliar una nómina o ingresar más de 600 euros al mes o 6.000 al año, contar con una pensión de más de 300 euros al mes o mantener un saldo superior en fondos de inversión, carteras, seguros de ahorro o planes de pensione.

El cliente debe cumplir una de las tres condiciones anteriores y, además, tener tres o más recibos domiciliados o realizar cada trimestre un mínimo de tres compras con tarjeta. En el caso de que no se cumpla esta condición, 'Día a Día' tiene un coste trimestral de 15 euros.

PAGOS CON EL MÓVIL EN CAIXABANKNOW

Los clientes procedentes de Bankia también dispondrán de la app CaixaBankNow, que sustituirá a la banca digital de Bankia, donde podrán ver y gestionar sus tarjetas, así como autorizar operaciones en comercio electrónico.

En cuanto a las compras en comercios a través del móvil, los usuarios podrán seguir realizándolas con CaixaBankNow, aunque teniendo en cuenta algunas consideraciones a partir del 12 de noviembre.

En este sentido, quienes pagaban utilizando las apps de Apple Pay o Samsung Pay, no deberán realizar ninguna acción, pues podrán seguir operando con normalidad con ellas, aunque necesitarán CaixaBankNow para gestionar sus tarjetas y visualizar sus movimientos.

De su lado, los clientes que tenían configurado el pago con móvil en su app de Bankia o en Google Pay, deberán configurar de nuevo el pago por móvil en la aplicación CaixaBankNow, no pudiendo a partir del 12 de noviembre usar sus tarjetas a través de dichas apps.

En el caso de los usuarios que pagana a través de PayPal, tras la integración podrán asociar sus tarjetas y visualizar sus movimientos a través de la web y app de PayPal, no pudiendo hacerlo ya a través de su banca digital a partir de la integración tecnológica.

Artículos relacionados