INVERSIÓN

La onza de oro vuelve a brillar

El inicio del con­flicto ar­mado desatado por Rusia con la in­va­sión de Ucrania al este de Europa llegó a dis­parar la co­ti­za­ción del oro por en­cima de los 2.000 dó­lares por onza, y aunque en los úl­timos días se ha re­la­jado li­ge­ra­mente ahora vuelve a re­puntar hacia sus ré­cords.

El miedo es poderoso y pese a las buenas palabras, las negociaciones entre Moscú y Kiev apenas avanzan y los bombardeos no cesan, alcanzando incluso hospitales y colegios.

En este trágico escenario, los inversores han vuelto sus miradas hacia los metales preciosos, considerados como el activo refugio por excelencia. El oro se ha situado así cerca de los máximos registrados en agosto de 2020 ante las incertidumbres provocadas por la pandemia.

A la volatilidad y la incertidumbre provocada por la inflación en los últimos meses se ha unido ahora la guerra. Eso ha disparado la demanda de materias primas como puerto donde los inversores puedan atracar en tiempo de tormenta. Buscan cubrir el valor de su dinero para evitar que caiga hasta que la situación macroeconómica mundial se estabilice en cierta medida, apuntan los expertos.

Tal y como recuerda Álvaro Gallego, CEO de Auibérica, “el oro siempre ha sido un activo refugio de baja volatilidad. En estos momentos estamos enfrentando un período de inflación extremadamente alta en el que los bancos centrales lucharán para defenderse debido a otras restricciones. Eso, sumado al conflicto armado, seguirá atrayendo inversores al mercado del oro.”

Los inversores están liquidando sus posiciones en activos de riesgo y ante la duda están optando por apostar por los metales preciosos. En estas condiciones, muchos expertos consideran que la onza podría superar los máximos del pasado verano a cerca de 2.080 dólares si el conflicto no encuentra pronto una vía de escape.

Auvesta, empresa especializada en depósitos de ahorro en metales preciosos, señala que de seguir la presión o agravarse la situación, el precio del oro podría llegar o incluso superar la cota de los 5.000 dólares la onza.

Artículos relacionados