BOLSA

Ezentis busca oxígeno donde sea

No co­rren buenos tiempos para Ezentis. Y los que pa­recen venir no pro­meten ser me­jo­res. El gestor de redes de te­le­co­mu­ni­ca­ciones y energía se en­frenta a un serio pro­blema de su­per­vi­vencia si no en­cuentra pronto una al­ter­na­tiva para re­fi­nan­ciar su deuda des­pués de que la SEPI haya re­cha­zado in­cluirla en los fondos de res­cate de em­presas es­pañolas es­tra­té­gicas en si­tua­ción de crisis por la co­vid.

Como penúltimo clavo ardiendo, la compañía ha presentado un escrito de alegaciones ante la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) rebatiendo su informe del 22 de junio en el que se concluye que la solicitud presentada por la compañía para acceder a fondos públicos no reúne ciertos requisitos de elegibilidad.

La compañía había solicitado a mediados de mayo el apoyo temporal con cargo al Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas por importe de 70 millones de euros, habiendo recibido por correo electrónico el informe relativo al cumplimiento de los criterios de elegibilidad recogidos en el acuerdo del Consejo de Ministros de 21 de julio de 2020.

Una solicitud rechazada por no reunir los requisitos de elegibilidad precisos para el otorgamiento de fondos, por lo que no procede continuar con el análisis del expediente en la medida en que, en ningún caso, se podría seguir la estimación favorable de la solicitud.

Resolución contra la que Ezentis ha presentado alegaciones para la reformulación del informe con el fin de continuar el proceso al considerar que han quedado acreditados todos los aspectos necesarios para determinar favorablemente la elegibilidad de las empresas solicitantes de la ayuda pública.

En cualquier caso, la sociedad continúa analizando otras alternativas para la refinanciación de la deuda. Aunque lo cierto es que cada vez se encuentra con más puertas cerradas.

La denegación de la solicitud, al menos en primera instancia, ha supuesto el desplome de la cotización de Ezentis en Bolsa. El valor se ha hundido un 25% tras conocerse la decisión y ya acumula una caída de más del 50% en el año, colocándose como la peor compañía del mercado continuo.

Artículos relacionados