Los con­su­mi­dores es­paño­les, en cam­bio, son los que peor ven la si­tua­ción ac­tual, según los datos de Eurostat

Los españoles esperan más de la economía que la media de la Eurozona

Después de Irlanda, España es el se­gundo país de la eu­ro­zona con mayor con­fianza

Economia española.
Economia española.

Que cada uno cuenta la feria según le va lo de­mues­tran los da­tos. Los úl­timos mues­treos de Eurostat sobre la con­fianza de los eu­ro­peos en la si­tua­ción eco­nó­mica co­loca a España a la contra de la opi­nión ge­ne­ra­li­zada en la Zona Euro y muestra a los es­pañoles como los se­gundos que más con­fían en la eco­nomía des­pués de Irlanda. No obs­tante, si la pre­gunta es como con­su­mi­dor, los es­pañoles son los que peor ven la si­tua­ción, muy a pesar de las leves con­ce­siones que la in­fla­ción ha dado en este mes (+0,1 hasta el 10,4%).

En perspectivas de empleo a tres meses, Servicios y Construcción son los sectores donde los europeos creen que crecerá más el empleo en los próximos tres meses. En España, sin embargo, la convicción es justo al revés. Según la encuesta de la Unión Europea, la Construcción doblará en demanda de empleo a Servicios mientras la industria se queda, alejada, en tercer lugar. En este sentido, Comercio Minorista se estima que será un sector que destruirá empleo según la opinión de los ciudadanos de la Eurozona que dejan el índice en -2,9 por un -3 en que lo sitúan los españoles.

Aunque los datos de Eurostat incluyen ya los ajustes de desestacionalización necesarios, es evidente que la temporada estival y el ‘palparse’ un verano turístico potente influye aunque las contrataciones hoteleras y de viaje se hayan hecho con anterioridad en ese optimismo sobre la evolución de la economía que muestra España.

La tendencia en nuestro país muestra que dicha confianza ha aumentado en agosto en 80 puntos básicos hasta situar el índice de Eurostat en los 97,9 puntos. Un nivel similar al de la Zona Euro (97,6) y del conjunto de la UE (96,5) aunque, en ambos casos, la evolución es la contraria ya que la opinión se ‘oscurece’ en un punto porcentual para la Europa de los 27 y en 1,3 puntos para los 19 países que utilizamos el euro como moneda común.

Para quienes piensan que un pesimista es un optimista bien informado, Eurostat muestra que que hay europeos mucho más optimistas que los españoles. Irlanda se lleva el primer puesto en este ranking con una mejora de su índice de confianza en 3,5 puntos (95,9 en agosto) con Eslovenia en tercer lugar (+0,7). Frente a ellos, los países donde se ve la situación con peores augurios son Austria (-5,3), Países Bajos (-4,8) y Finlandia (-2,8).

Más perspectivas de empleo

Por sectores de actividad, la confianza mejora especialmente en Construcción que, tras subir 0,7 puntos en la media de la eurozona, mantiene su índice en positivo (3,9). En España, dicho índice da un auténtico salto desde los 4 puntos que fijaba en julio hasta los 10,2 de agosto (terminó el año pasado en 0,5), lógicamente influido por la sólida demanda de vivienda que se registra en nuestro país.

En cambio, tanto la Industria como los Servicios ven empeorar la confianza en su evolución con índices positivos pero con una marcada tendencia de retroceso durante el último mes. Algo similar ocurre con el Comercio minorista cuyo índice mejora en 0,8 puntos en la Unión Monetaria y 1,2 puntos en España, aunque se mantiene en negativo como consecuencia directa del acelerado y mantenido encarecimiento de la cesta de la compra.

Quizá por ello, nuestro país se muestra como el más pesimista de la Zona Euro en lo que respecta a la confianza de los consumidores pese a que se vislumbra una cierta recuperación (algo más de dos puntos en la UE-19 y 3,3 en España) en dicho indicador que, no obstante, se mantiene en unas fuertes posiciones negativas de 24,9 puntos en la zona Euro y de 31,7 puntos para los consumidores españoles.

Todo ello se traduce en una fuerte confianza en la evolución del empleo en nuestro país. Según las estadísticas de Eurostat, España es el segundo país de la eurozona tras Irlanda que prácticamente la dobla (5,7 frente a 3) con mayor confianza en conseguir empleo en los próximos tres meses.

El índice de confianza español mejora en tres puntos (107,9) y se queda a apenas diez puntos básicos de la media de la eurozona. De modo que la confianza en el empleo en la zona euro aumenta en agosto en 80 puntos básicos respecto a julio aunque baja el 5,34% respecto al final del año pasado. Por el contrario, Grecia (-7,6), Austria (-6,7) y Finlandia (-5,2) son los países donde peores perspectivas de empleo perciben sus ciudadanos.

Las perspectivas cambian según los sectores. De forma que Servicios (10,8) y Construcción (8,5) son los sectores donde los usuarios del euro creen que crecerá más el empleo en los próximos tres meses. Mientras en España la convicción es justo a la inversa: Construcción (31,3) doblará la demanda de empleo del sector Servicios (15,1 tras subir 0,9 en agosto) mientras la industria (que sube 0,9 puntos) deja su índice en el 4,5 y el Comercio Minorista aunque mejora en 2,4 puntos, coloca el suyo en el -3.

Artículos relacionados